Opinión

Declaración de guerra Leonel versus Abel, por Samuel de Moya

No cabe duda de que el más notable perdedor producto del efecto de la reciente definición de la candidatura presidencial del PLD, es Leonel Fernández. Pues, a partir de este momento el flujo de miembros de la cantera de ese partido hacia la Fuerza del Pueblo, si no es que se detiene, se ralentiza.

Además, es muy probable que muchos dirigentes del PLD que abandonaron su partido y se fueron en el pasado reciente para la FUPU, concluyan su viaje de ida y vuelta regresando al partido morado.

La lógica de la lucha política establece que como primera fase de la estrategia para lograr un crecimiento de la nómina peledeísta, Abel Martínez debe centrar sus esfuerzos en conquistar a sus compañeros de partido de muchos años que recientemente hicieron causa común con la FUPU.

A partir de lo acontecido en la llamada Consulta Ciudadana del PLD, Leonel y Abel no se lanzarán pétalos de rosas ni agua bendita. En breve se iniciará entre ellos una batalla cuerpo a cuerpo en busca de posicionarse en el segundo lugar en el escenario del mercado electoral nacional, aunque claramente distante del nivel de aceptación del actual presidente Luis Abinader, quien se perfila como el seguro ganador en las elecciones del 2024.

El discipulado de Abel Martínez con Leonel Fernández ya terminó. Al Abel ser elegido candidato del PLD, cuenta con un escenario político propicio para consolidar gradualmente un liderazgo a escala nacional con miras al certamen electoral del año 2028. Las condiciones no están dadas para que los morados asuman de nuevo el poder en el 2024.

Vale destacar que el conocimiento y la capacidad de conceptualización que Abel demuestre tener para enfocar los temas cruciales de la nación, contarán a su favor o en su contra.

Hasta el momento, fuera de los límites del municipio de Santiago de los Caballeros, su liderazgo político solo ha navegado utilizando como plataformas el tema haitiano y su gestión como  presidente  de la Cámara de Diputados.

En el futuro inmediato veremos que un amargo tercer lugar en las simpatías del electorado le corresponderá a Leonel Fernández o a Abel Martínez. El empate entre ambos no es una posibilidad.

Autor: Ing. Samuel de Moya ingsamueldemoya@hotmail.com

FUENTE: https://lavegainforma.com

RedaccionRD

admin@enews360.com

Tú medio digital, Siempre actualizado Whatsapp (829) 679 - 5560 @delvisduranrd

Sígueme: